sábado, 20 de septiembre de 2008

Concurso: ¿Cuál es el mejor comienzo de una novela escrita en castellano?

El otro día me envió una amiga el texto de un concurso que se ha organizado para elegir la mejor primera frase de una novela escrita en castellano. El texto es el siguiente:

La Sociedad de Filosofía de la Provincia de Alicante os propone una bonita actividad para comenzar el curso. Se trata de una valoración estética: ¿cuál consideras el más brillante comienzo de una novela en lengua castellana?

En Alemania se realizó esta pregunta el año pasado, en una iniciativa organizada por la Fundación Lectura y la Iniciativa por la Lengua Alemana. La votación para proponer una frase estaba abierta al público, y se recibieron más de 17.000 propuestas. Sobre éstas, un jurado de cinco personas otorgaría los premios. (El jurado estaba presidido por la presidenta del Instituto Goethe). Los expertos en literatura alemana pronosticaron que, sin duda alguna, la ganadora sería la primera frase de La Metamorfosis de Kafka (de 1915). Se equivocaron, ésta ocupó el segundo lugar; la frase, para quien no la conozca, suena así:

Cuando Gregor Samsa se despertó una mañana después de un sueño intranquilo, se encontró sobre su cama convertido en un monstruoso insecto.

(Als Gregor Samsa eines Morgens aus unruhigen Träumen erwachte, fand er sich in seinem Bett zu einem ungeheueren Ungeziefer verwandelt.)

El primer premio fue a parar, sorpresivamente, para el comienzo de El Rodaballo (Der Butt), una novela de Günther Grass (de 1972). La sugerencia había llegado de un joven de Viena. Se trata de una extensa novela – más de 700 páginas – , cuya temática gira en torno a la cocina. La frase en cuestión es la siguiente:

Ilsebill volvió a salar.

(Ilsebill salzte nach.)

La misma pregunta se hicieron los críticos literarios de la American Book Review. Si bien no se limitaron al ámbito anglohablante, salta a la vista que la lengua inglesa resultaba hegemónica en la lista. La ganadora resultó ser la, tan potente en su simpleza, primera frase de Moby Dick (1891):

Llamadme Ismael.

(Call me Ishmael).

Apareció en segundo lugar el comienzo de Orgullo y Prejuicio (1813), de Jane Austen:

Es una verdad universalmente reconocida que un hombre soltero, poseedor de una gran fortuna, necesita una esposa.

(It is a truth universally acknowledged, that a single man in possession of a good fortune, must be in want of a wife.)

(Estos críticos eligieron, por orden, los 100 mejores comienzos, podéis verlos en su página web: http://americanbookreview.org/100BestLines.asp)

¿Qué decir de nuestra lengua? Todo indica que la ganadora debe ser la mundialmente célebre:

En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero, adarga antigua, rocín flaco y galgo corredor.

(Por cierto, ésta ocupó el lugar 27 de la lista elaborada por la American Book Review).

Por otro lado, aparece, también, como clara candidata la frase que abre Cien Años de Soledad (1967):

Muchos años después, frente al pelotón de fusilamiento, el coronel Aureliano Buendía había de recordar aquella tarde remota en que su padre lo llevó a conocer el hielo.


Otros no resultan tan líricos, pero tienen fuerza:

La muy puta conducía a toda velocidad. (De Consejos de un discípulo de Morrison a un fan de Joyce, de R. Bolaño).

Otra frase muy citada en estas listas es el comienzo de Rayuela, de J. Cortázar:

¿Encontraría a La Maga?

O, como no:

La heroica ciudad dormía la siesta… (La Regenta, de Clarín).


Pues bien, la SFPA os pregunta ahora: ¿CUÁL ES EL MEJOR COMIENZO DE UNA NOVELA ESCRITA EN CASTELLANO? Aquí no habrá jurado, sino democrática elección. El procedimiento será el siguiente:

1) Envía tu propuesta en un mail a la siguiente dirección: sfpa@fpa.es. Sólo es necesario poner en el asunto: “Mejor comienzo de novela”, y en el texto, la novela, el autor y, claro, la frase en cuestión. Tenemos para enviarlo hasta el 1 de noviembre. Entonces,

2) Las cinco más votadas se publicarán en la página o en el blog de la Sociedad y se podrá votar sobre éstas durante un mes. Al mes, sabremos algo más sobre nuestros gustos literarios.

¡Participa! ¡Anima a tus amigos y compañeros de trabajo, publica esto en tu blog, díselo a tus alumnos!

11 comentarios:

Alu dijo...

Muy interesante, yo eviaría el de La Sombra del viento, me encanta!

Un besazo!

Afisionada dijo...

...cuánto tiempo!!! un abrazo!!! ;)

Afisionada dijo...

UCAM!..sí,sí soy chica UA, nuevo proyecto, enfermería...como una cabra estoy...lo sé ;P

Ulysses dijo...

Mejores inicios de algunos cuentos y novelas en Español, he dejado afuera muchas. Pero es una selección arbitraria.
inicios

En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero, adarga antigua, rocín flaco y galgo corredor. El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha, Miguel de Cervantes.

Muchos años después, frente al pelotón de fusilamiento, el coronel Aureliano Buendía había de recordar aquella tarde remota en que su padre lo llevó a conocer el hielo. Cien años de soledad, Gabriel García Márquez.

¿Encontraría a La Maga? Rayuela, Julio Cortázar.

La mañana del día en que lo iban a matar, Santiago Nassar…Crónica de una muerte anunciada, Gabriel García Márquez

Bastará decir que soy Juan Pablo Castel, el pintor que mató a María Iribarne…El túnel, Ernesto Sabato.

Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí. El dinosaurio, Augusto Monterroso (texto completo)

Sé que me acusan de soberbia, y tal vez de misantropía, y tal vez de locura. Tales acusaciones (que yo castigaré a su debido tiempo) son irrisorias. La casa de Asterión, Jorge Luis Borges

- CUATRO -dijo el Jaguar. La ciudad y los perros, Mario Vargas Llosa

C. Chase dijo...

Yo me quedaría con el de La metamorfosis, sin duda.

Anónimo dijo...

Aquellos que tengáis alguna propuesta podéis mandarla. Toda participación es bien recibida y agradecida.

Dirección: sfpa@fpa.es

Mr. TAS dijo...

Ésto es memorable:

"Alguien tenía que haber calumniado a Joseph K, pues fue detenido una mañana sin haber hecho nada malo."

Mr. TAS dijo...

el comienzo con el que me quedo de todos es éste, de Dickens:

"Era el mejor de los tiempos, era el peor de los tiempos, la edad de la sabiduría, y también de la locura; la época de las creencias y de la incredulidad; la era de la luz y de las tinieblas; la primavera de la esperanza y el invierno de la desesperación. Todo lo poseíamos, pero no teníamos nada; caminábamos en derechura al cielo y nos extraviábamos por el camino opuesto. En una palabra, aquella época era tan parecida a la actual, que nuestras más notables autoridades insisten en que, tanto en lo que se refiere al bien como al mal, sólo es aceptable la comparación en grado superlativo."

fag dijo...

uh, tremendo post!
muy interesante, de verdad.

pensaré algún comienzo guapo.
por cierto
estoy por aquí again

;)

supersalvajuan dijo...

Yo me quedo con el principio de "El Círculo de los escritores asesinos, de Diego Trelles Paz, que en su primer capítulo, "Las palabras", dice: "¿La emoción o las palabras, que viene primero?".

Martina Garea dijo...

Oh, coño, Kafka tendría que haber quedado primero. El de La Metamorfosis no sólo es un comienzo conocidísimo, sino que además es bueno. Y esa combinación no suele ser muy frecuente en literatura.

En cuanto a la versión anglosajona del concurso, creo que Jane Austen está totalmente fuera de lugar.

Y en castellano... Bueno, personalmente, no trago el maldito Quijote. Y su comienzo, por muy asquerosamente conocido que sea, no me parece nada del otro jueves. Yo me quedo con Roberto Bolaño. Conciso y explícito.


¡Saludos!